El mundo cambio luego que ese hombre hace muchos años hiciera una maquina a vapor, luego de eso, pasaron miles de años pero la idea se mantuvo, ahora disfrutamos de una época bendita por la tecnología que seguro terminara en un mundo donde vivimos en una simulación y peleamos con las computadoras. Pero mientras llegamos no llegamos a ese punto, esta obesa negra se da mucho placer con su máquina folladora. Es una polla de plástico ataca a un artefacto eléctrico que no sufre de fatiga ni cansancio, eso le sirve para gozar mucho mientras tiene orgasmos.

Detalles del vídeo

Duración: 08:10
Visualizaciones: 2.294 lecturas