Si lo que te gustan son las mujeres gordas, o más bien las obesas mórbidas te aseguro que te vas a pajear viendo a esta cerda. Lo curioso es que a pesar de su gran sobrepeso sorprende ver como se mueve y como disfruta con una polla. Normalmente las mujeres que tienen un tamaño tan enorme como ella suelen buscar tíos con pollas enormes, aunque en realidad tampoco es tan importante como pueda parecer.
Este tío le da bastante bien y ella disfruta. Después de una buena mamada la perra ya estaba preparada a cuatro patas para que se la follase. No aguantó mucho tiempo las embestidas y acabó tumbada boca abajo, aunque poco después se puso al revés para poder abrirse bien de piernas.
Pero no iba a dejar escapar la oportunidad de cabalgar sobre la polla de un tío, una mujer con su sobrepeso no es algo que pueda hacerlo muy habitualmente.

Detalles del vídeo

Duración: 12:32
Visualizaciones: 13.468 vistas