Su idea de los hombres no sirven de nada la hizo criar ella sola a su pequeño, pero luego descubrió que esa aversión por los machos, tal vez fue la causante de darle un hijo varón. Ahora tiene que lidiar con sus instintos y evitar que salga a la calle a engañar chicas. Por eso lo obliga a quedarse en casa y no le importa que su hijo traviesa pase un rato jugando con su coño. Él nació de ahí y no hay problema que meta sus dedos en el chocho de mamá. Tampoco ve que haya algo malo que una madre le chupe la polla a su crio y luego haga que le dé una follada. Es algo que alguien que no tiene hijos no puede entender y nadie debe criticar.

Detalles del vídeo

Duración: 06:11
Visualizaciones: 6.740 lecturas