Siempre es dejo llevar por las reseñas que leía en internet sobre las mejores prostitutas. Eso hizo que botara mucho dinero y llevarse muchas decepciones. Hasta que un día se dejó llevar por su instinto y contrata a una zorra con un culo demasiado para que sea posible hacer una cabalga. Pero se sorprende cuando ve la forma como ella estaba montando su pollón pidiendo que se la metiera mucho más. Ya la tenía hasta el fondo del coño y la guarra pedía que le diera más duro. Se corrió muchas y ni siquiera se la tuvo que sacar, además él es una tercera parte de lo que gastaba siempre.

Detalles del vídeo

Duración: 12:05
Visualizaciones: 10.078 lecturas