Cuando era joven bailaba en un club donde también servían comida, como no tenía donde vivir, el dueño la dejaba quedarse ahí y por lavar los platos podía comer todo lo que quisiera. Ahora es una vieja y la comida chatarra la hizo estar obesa, pero eso no ha hecho que ella pierda lo puta que puede ser. La mujer vive con un hombre y siempre para recordar viejos tiempos le hace un baile erótico donde también está un rato tocando su coño antes de follar. Luego empieza a chuparle la polla a su hombre para que se la clave hasta el fondo de la raja lo más que pueda.

Detalles del vídeo

Duración: 08:08
Visualizaciones: 13.282 lecturas