“La pornografía puede destruir tu cerebro y cambiarte completamente”, es lo que dicen los medios de comunicación que no han tenido éxito en el negocio del porno. Pero esta madre se ha comido el cuento completo y ahora quiere evitar que su hijo se masturbe viendo esos videos XXX que hay en internet. Pero lo bueno es que usa una medida muy antigua que hace muchos siglos que funciona: se deja follar por el chaval para que este pueda correrse dentro de un coño y no tenga que usar su mano para hacerlo. Eso es más o menos una buena educación.

Detalles del vídeo

Duración: 12:53
Visualizaciones: 3.944 lecturas