Posiblemente pudo ser una chica con curvas moderadas y un buen prospecto para zorrita de las redes sociales, pero eso parece que no le hacía feliz y decidió seguir su propio rumbo. Antiguamente las mujeres hacían lo que ella hace, solo que ahora todo el progreso va por el camino de pasar hambre solo porque en África están sin alimentos. Pero la rubia obesa prefiere comer como cerda porque igual puede estar follando con un viejo cachondo que el gusta gastar su dinero en su coño. Ella tiene una polla dentro de su raja dándole placer y él algo que no podría conseguir a no ser por el dinero.

Detalles del vídeo

Duración: 09:29
Visualizaciones: 4.307 lecturas