Esta mujer no piensa dejarse ni un duro en la instalación de la televisión por cable en su casa. Ha pensado en insinuarse al chico que venga y a ver si hay suerte, le sale gratis la jugada y además echa un polvete. Lo único que no se le había pasado por la cabeza es que podría haber ido una chica a hacer la instalación y entonces le habría salido mal el asunto. Al final todo ha ido tal y como ella había planeado, con la única salvedad de que se ha tenido que dejar follar el culo.

Detalles del vídeo

Visualizaciones: 30.227 vistas