Llegar temprano era algo que estaba en su cabeza desde que salió de su casa, pero como siempre pasa en esos días, el coche deja de funcionar. Parece que todo se iba a poner peor cuando el servicio de asistencia no responde, pero una luz ilumina su rostro cuando un desconocido se ofrece a llevarla donde vaya. La obesa madura vio la oportunidad de agradecerle llevándolo a su casa y haciendo una mamada de polla. Obviamente eso llevaría a que él le hiciera algo de sexo oral y luego se diera todo el gusto que quisiera con su coño. Así que todo salió bien.

Detalles del vídeo

Duración: 26:02
Visualizaciones: 6.793 lecturas