Se iba a casar y sus amigos decidieron hacerle una broma pesada como despedida de soltero, sin saber que lo que iban a hacer era mucho mejor para él que otra cosa. Porque para este tío no es fiesta si no hay dos viejas gordas chupando su polla. No hay nada que lo ponga más cachondo que dos obesas con culos enormes y tetas gigantes haciéndole una mamada. Así que el mejor trio de su vida con hizo con esas dos señoras que seguramente volverá a llamar para darle una follada cuando su matrimonio entre en alguna crisis o en los fines de semana.

Detalles del vídeo

Duración: 06:16
Visualizaciones: 3.990 lecturas