Mi esposa está gorda, si. Pero es una máquina folladora. Además, lo mejor que tiene es que me deja correrme dentro, y yo soy un apasionado de las corridas internas. Notar como le echo toda mi leche dentro mientras ella lo goza es una pasada.
Algunos dirían que no les gusta porque está gorda, está bastante gorda la verdad. Pero es que con esas dos tetonas botando, ese culazo de madurita culona… me pone cachondo solo de acordarme de ella. No la cambiaría ni por la modelo más atractiva del mundo.
Espero que podais ver el vídeo con mi esposa la obesa follando duro, si os gusta subiré muchos más vídeos porno con ella.

Detalles del vídeo

Visualizaciones: 13.621 vistas