Lo que pasa en Las Vegas y saben dónde se queda. Y muchas personas que nacen ahí también se quedan. Pero lo de esta rubia con tetas gigantes es otra historia. Básicamente porque es muy famosa allá. Estamos hablando de una obesa que aunque está muy vieja, todavía es tan puta como cuando era jovencita. Unos 200 kilos y años después, la mujer sigue haciendo mucho dinero follando con sus clientes. Ya hace lo que sea, mamadas de todo tipo y deja que le metan la polla en cualquier agujero. El culo o el coño le da igual. Aunque si le caes bien, te exige una follada anal.

Detalles del vídeo

Duración: 18:01
Visualizaciones: 16.750 lecturas