Bajar de peso es una tarea fácil cuando eres pobre, solo dejas de ir a trabajar dos días y luego de no poder comer, entonces estarás en las medidas de una modelo de pasarela. Pero para esta mujer negra, no tanto, ella tiene que ir a un gimnasio para lograr eso y aun así, no es garantía que lo haga. Lo que si hace es que pone a su entrenador a que le chupe el coño y aunque no queme ella ninguna caloría, seguramente su raja estará muy caliente y luego quedara satisfecha cuando le den una follada. Le gustan las pollas, no sabemos si más que comer pero seguramente si le gustan.

Detalles del vídeo

Duración: 10:00
Visualizaciones: 2.738 lecturas