Tener que escaparse de la universidad es algo necesario por ahora mientras sus padres aprueban su relación. Son muy estrictos sobre las razas y quieren que ella se junte con un chico del mismo color. Pero ella sabe que el deseo sexual es algo que no tiene raza y su rajita no tiene ojos para colores, solo sabe si le produce orgasmos o no. Así que ahora la jovencita rellenita pasa todos los días complaciendo su coño con la polla blanca de su novio. Se la chupa también y en todas las posiciones se deja follar por el chaval. Todos los días en la misma habitación de hotel.

Detalles del vídeo

Duración: 08:00
Visualizaciones: 9.962 lecturas