Esto si que es amor del bueno, a este señor no le importa en absoluto el tamaño desproporcionado de su mujer, pese a estar gorda como una foca el caballero sigue disfrutando de su cuerpo como el primer día.

Detalles del vídeo

Visualizaciones: 44.367 vistas