Su amistad nació cuando estaban en la universidad, por alguna razón tuvieron que compartir la misma habitación donde vivieron cinco años aunque no consiguieron graduarse jamás. Aun así la pasaron muy bien y desde eso siempre comparten todo. Por eso la gorda rubia siempre invita a la obesa negra a su casa para que compartan la polla de su marido. Ambas lo hacen, intercambian esposos y les gusta mucho hacer tríos de sexo. Ellos también son buenos amigos y no tienen problemas en que uno se folle el coño de la mujer del otro. De hecho lo toman como un favor entre amigos.

Detalles del vídeo

Duración: 17:07
Visualizaciones: 7.327 lecturas