Sus deseos sexuales son tan grandes como su cuerpo, además la las necesidades que tiene son como su apetito: difícil de saciar. Una obesa madura como ella sabe bien que el sexo tradicional no está bien para ella, necesita algo más fuerte y doloroso para estar satisfecha. Así que las folladas anales le van muy bien. Una follada por el culo con una polla dura todos los días es lo que más le gusta hacer. Para eso tiene a su amante que no duda en meterle la verga por detrás cuando ella la pide y hacer que tenga todos los orgasmos que quiera tener la muy puta.

Detalles del vídeo

Duración: 08:02
Visualizaciones: 16.035 lecturas