Una de ellas se casa y la otra está muy feliz por su amiga. Desde chica fueron mejores amigas y ahora que una ya tiene marido, la otra debe ir a su casa a confirmar que sea un buen hombre, que la trate bien y que la folle de la misma forma. Así que al llegar, conversando un poco, deciden comparten la polla del afortunado. A quien, sin esperarlo, tenía dos putitas compartiendo su verga. Una mamada a dos bocas y luego que la tenía bien duro, se follo un coño y luego el otro. Estaba dudoso sobre su nueva mujer pero ya no tiene ninguna duda.

Detalles del vídeo

Duración: 25:42
Visualizaciones: 4.358 lecturas