El amigo de su marido se consiguió llevar a la cama a esta vieja con unos kilos de más. El hombre tenía una obsesión, follarle el culo a la gorda. Todos sabemos que las mujeres obesas son las mejores para practicar el porno anal, por lo que una buena follada por el culo a esta señora podría ser algo increíble. Además, la madura tenía ganas de probar cosas nuevas, ya que su marido es bastante mediocre en la cama. Nunca antes le había sido infiel, pero siempre hay una primera vez para todo… y desde luego la vieja no se arrepintió de nada.

Detalles del vídeo

Duración: 27:49
Visualizaciones: 5.928 vistas