Me parece a mí que la idea de esta jovencita de convencer a sus padres para que contraten un profesor particular para que le refuerce sus clases tiene un doble sentido que no han entendido sus progenitores. En lugar de prestar atención a lo que le dice el profesor, la muy zorra se dedica a dejar ver sus dos enormes tetas para poner cachondo al tío.

Detalles del vídeo

Visualizaciones: 52.141 vistas