Llegar tarde al trabajo porque has echado un polvo de última hora con tu chica debería de estar justificado y no se tendría que contabilizar en los fichajes como un retraso, os aseguro que esos diez minutos de sexo te hacen rendir durante todo el día mucho más que si estuvieras con ganas de follar. Posiblemente a más de uno lo echarán del trabajo por este motivo y además con razón puesto que uno debe cumplir el horario, pero si los jefes tuvieran un poco más de manga ancha el trabajo saldría mucho mejor…

Detalles del vídeo

Visualizaciones: 20.100 vistas