Cuando tienes una cita a ciegas exclusivamente para follar con una chica que no has visto nunca, tienes el 50 por ciento de probabilidades de que sea un éxito o un fracaso, pero en cualquier caso hay una cosa clara y es que vas a meterla en caliente. Aquel día a este tipo le tocó el gordo y nunca mejor dicho porque aquella chica era una preciosa obesa de labios carnosos, tetas muy gordas y un cuerpo grandísimo que invitaba al sexo por donde lo miraras. Pues no había mucho más que hablar, tan solo quitarse la ropa y ponerse a follar, fácil ¿verdad?…

Detalles del vídeo

Visualizaciones: 22.033 vistas