Pobrecito mi jefe, está depresivo porque su mujer lo ha dejado y cada dos por tres lo veo en su despacho triste y cabizbajo seguramente pensando en ella. Como soy una mujer muy sentimental no pude evitar preguntarle si podía ayudarlo en algo, que me tenía para lo que él quisiera y estaba dispuesta a ofrecerme en cuerpo y alma, pero literalmente…

Detalles del vídeo

Visualizaciones: 10.480 vistas

Tags: , , , , , Corridas, Maduras celuliticas